English   Español  
     
         
Gato exótico

 

Orígen y características físicas

Gato exótico

El origen de la raza de gato exótico fué uno de los más confusos en el universo felino y se remonta a la década del 60. El gato de raza exótico era igual al persa, salvo en una característica: la longitud del pelo. Incluso muchos afirmaban que en realidad se trataba de la raza persa. La polémica duró varios años ya que no era fácil, siendo tan parecido, separarlo del persa.

 

Los desacuerdos finalizaron cuando apareció alguien que no quiso correr esos riesgos: la jueza de la Cat Fanciers Association, Jane Martinke, que sugirió a las autoridades de la CFA aceptar una nueva raza y propuso el nombre de raza de gato exótico de pelo corto. El gato de raza exótico , que se juzgaría con el mismo standard del persa, a excepción del largo del pelo, sería la conjunción de la raza persa y otras de pelo corto, y se aceptarían todos los colores que están permitidos en ellas.

 

La raza exótico no fué producto de una mutación fortuita. Fué programada genéticamente y voluntariamente por criadores norteamericanos. Los criadores de gatos americanos de pelo corto produjeron gatitos apareando sus gatos con persas en forma no autorizada por ninguna asociación felina. Estos gatos con hibridización ilícita fueron registrados, falsificando los pedigrees, como americanos de pelo corto. Luego de un tiempo y debido al éxito obtenido los criadores fueron invitados a transferirlos a una especie de "raza amnistía" sin tener que contestar preguntas indiscretas y hoy en día todos están de acuerdo en que la apuesta fué ganada: el gato de raza exótico es un persa de pelo corto. La idea de Jane Martinke fue aceptada por CFA y la raza de gato exótico pudo competir por campeonato el 1º de Mayo de 1967.

 

El gato de raza exótico tiene una cabeza ancha, maciza y redonda. El cráneo es ancho, la frente es abombada y los pómulos están bien desarrollados al igual que el mentón que a su vez es fuerte. Las orejas son pequeñas, con puntas redondeadas y no demasiado abiertas en la base. Están insertas bien separadas y bajas, deben inclinarse hacia delante para no distorsionar la suave curva del contorno de la cabeza. Los ojos son grandes, redondos, bien distanciados entre si y la nariz es pequeña y ancha produciendo una combinación que le brinda al gato de raza exótico la apariencia de un bebé.

 

El cuerpo del gato de raza exótico es de tamaño mediano a grande, potente, musculoso y tiene un aspecto macizo. El pecho es ancho. La cola es corta, densa y ligeramente redondeada en la punta. El pelaje de la raza exótico -corto en algunos standards, medio en otros- es denso, espeso y de textura suave. Los colores del gato de raza exótico son diversos: negro, chocolate, lila, blanco, rojo, azul, etc. También están permitidos bicolor, tricolor y colorpoint.

 

Comportamiento :

En cuanto al comportamiento de la raza de gato exótico es similar al del persa, uniendo la dulzura a la vivacidad. Suele ser un gato muy dócil, poco vocalizador, tarnquilo pero no apático y sumamente sociable.

     
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Teléfono FRAADA: (051) 74 - 979888860
Diseñado por: Juan Carlos Zambrano Mendoza - Juanczam@hotmail.com - JCsystem
Copyright © FRAADA. Todos los derechos reservados
Inicio Intranet Consultas Mapa Servicios Inicio Intranet Consultas Mapa Servicios